o/a @ x * -

 

 

Estudios de Género

Formación básica [Plan Docente]

Grupo B1 – Curso 2017/18

Grado en Bellas Artes / Grado en Conservación-Restauración

Universidad de Barcelona

 

Horario y lugar:

Jueves y viernes, de 12 a 14 h.

Facultad de Bellas Artes

Edificio Adolf Florensa, Aula 14

 

Sesiones:

19, 20, 26 y 27 de abril

3, 4, 10, 11, 17, 18, 24, 25 y 31 de mayo

1 de junio

 

 

 

Premisas y contexto para la sección

 

1. Apuntes para una «conferencia» interpelada

 

Me llamo Joan Miquel Porquer, nací en Palma en el 1989 y, durante estas próximas semanas, hasta que recién empiece el mes de junio, compartiré con vosotras y vosotros la sección de Estudios de Género. Este es el tercer aĖo que «imparto» (palabra malsonante) docencia en un grupo de esta «disciplina» (otra palabra cuestionable).

 

Durante los últimos tres aĖos –hasta marzo– he sido investigador pre-doctoral financiado por la Generalitat de Catalunya y, en el decurso de estas semanas en las que nos encontraremos, entregaré una tesis doctoral que he estado escribiendo los últimos cinco. (Eso quiere decir que formáis parte de algo muy importante para mi **guiĖo guiĖo**). Mi áreas de trabajo han sido las metodologías de creación, la formación de la identidad del artista/investigador/docente y, porqué no, un poco de crítica institucional desde una óptica entre libertaria y de izquierdas. Quizás por todo esto me gusta que los contenidos que produzco estén en código abierto y disponibles al público.

 

He sido también profesor asociado de esta casa, conferenciante, tallerista, editor, comisario de arte y otra retahíla de etiquetas y retales que me han permitido de una manera u otra llegar a final de mes. Antes de estar aquí me titulé como Máster de Formación del Profesorado de Secundaria y, aún antes, como Licenciado en Bellas Artes. Es aquí a donde quería llegar: a cuando estaba en vuestro mismo lugar, tiempo atrás. 

 

Cuando hice la «carrera» de Bellas Artes, entre los aĖos 2007 y 2012, la asignatura de Estudios de Género no figuraba en el Plan de Estudios. (Me parece recordar que Psicología del Arte sí que estaba). Hace algo más de diez aĖos los pocos contenidos que se vinculaban a esta materia eran, en muchos casos, fruto del interés de parte del cuerpo docente que los ofrecía en sus asignaturas específicas. Por mi parte, lo que conocí entonces lo tomé de dos asignaturas dos asignaturas separadas: una obligatoria, llamada Pedagogía del Arte, y una de libre elección, llamada Genealogías femeninas en la práctica artística.

 

En Pedagogía del Arte, que apenas tenía 4’5 créditos, entre otras tantas temáticas trabajamos «La deconstrucción feminista del discurso de la modernidad». Los temas los trabajábamos en grupo de unas 5 o 6 personas. Leíamos textos y recursos que nos daban y tejíamos una presentación para el resto del grupo-clase –de unas 50 personas– con lo que habíamos sacado en claro de aquellos crípticos objetos y conceptos. Recuerdo que, en nuestro grupo, indagamos en la temática a partir de las referencias que había en los textos y montamos una «ponencia» con pase de diapositivas. Intercalamos también varias performance para «encarnar» de lo que se hablaba y, por supuesto, «enganchar» al público a nuestro discurso. Me acuerdo de una en especial, en la que parodiamos a la figura de James Bond y lo identificamos como a un artista-genio masculino del tipo Picasso: su pistola era un pincel y, a la vez, un falo, un dildo (Preciado, 2002; Halberstam, 2008). También proyectamos una acción que habíamos «performativizado» en el bar de la Facultad: una mesa era ataviada con ricos ropajes y suculentos manjares, incluso con velas encendidas. En ella, tres de las compaĖeras del grupo se sentaban elegantemente vestidas con esmoquin y demandaban autoritariamente ser servidas por una camarera, yo trasvestido con falda de tubo, tacones, camisa blanca y ceĖida y facial completo. Habíamos leído sobre el concepto de «buena esposa» y algo de Simone de Beauvoir (1998); también habíamos visto en vídeo la célebre performance de Martha Rosler, Semiotics of the Kitchen (1975). El caso es que la asignatura, generalista a la fuerza, tan solo daba pie a introducirse en el feminismo/género en el campo artístico y a sus conceptos. Apenas rascamos El género en disputa (2007) de Judith Butler y nos quedamos a las puertas de la Teoría Queer (López Penedo, 2008) o del Feminismo Cyborg (Haraway, 1995).

 

La otra asignatura, Genealogías femeninas en la práctica artística, era una materia singular a la par que específica: durante un cuatrimestre, cada semana teníamos la posibilidad de asistir a una ponencia magistral de un o una docente distinta. Cada ponencia giraba en torno a una artista, movimiento creativo o concepto poco trabajado en la Facultad, sobre el que se articulaba un discurso y una metodología de creación artística. El cuerpo docente nos hablaba de cómo creaba y de cómo otras creaban. El alumnado asistente debía desarrollar, en aquél contexto y como pieza de evaluación, una obra artística de formato y características libres en la que incorporara conocimientos adquiridos o derivados de las ponencias. Las obras producidas eran sometidas a un proceso de selección y, las que eran elegidas, eran expuestas en la Sala de Exposiciones del centro. Más tarde supe que el peso específico de aquella materia de libre elección y de los proyectos de innovación docente a los que se vinculaba fueron, de hecho, lo que «forzó» en cierta manera que los Estudios Feministas (adaptados como Estudios de Género) estén hoy específicamente en el plan de estudios. (Si queréis saber más, podéis leer a Grau Costa, 2013).

 

En resumen, que fuera por casualidad o por infortunio, mi aproximación a muchos de los conceptos vinculados a los Estudios de Género fue escasa. Tampoco yo en aquél momento supe o quise trabajar en aquella dirección. Fue con los aĖos, con el comienzo de mi docencia, el desarrollo de mi investigación y mi formación como creador artístico que fui acercándome a las preguntas planteadas por el contexto de los Estudios de Género. Y aquí sigo, cuestionando(me) mis saberes y mutándolos.

 

Pero, honestamente ņcómo lo vivís ahora vosotras y vosotros, en vuestro segundo curso? Recuerdo Historia del Arte I y II –asignaturas que con el Grado se convirtieron en Conceptos del Arte Moderno y Conceptos del Arte Contemporáneo– como materias extremadamente impermeables a lo coetáneo: la genealogía del arte era masculina, llena de genios. Es quizás también mi formación parcial, mi trayectoria la que habla: cada docente enfoca(ba) las materias con cierta libertad condicionada por el Plan Docente. El arte que vi y su historia era lo mismo que en la canción del grupo Las Bistecs. Una profesora nos habló del «amor gentil» mientras proyectaba una imagen de El Columpio (1767), la famosa pintura de Jean-Honoré Fragonard [1732–1806]: el chico tumbado en la hierba dirige su mirada cenicienta hacia las bragas de la chica que se columpia, no hacia su zapato que sale volando. Había significados y palabras calladas. Y, el caso, es que no nunca me planteé… No, lo reformulo: nunca me vi obligado a plantearme determinadas preguntas. Por ejemplo: ņQuién no estaba en el marco? ņQuién era subalterno (o subalterna)? ņDónde encajaba todo aquello que no era normativo?... Salvo en contadas ocasiones, ņporqué era todo tan igual?

 

Bueno, y ahora bien, podéis preguntaros, ņporqué me cuenta todo esto? Pues muy sencillo: para que conozcáis un poco tanto de mi «genealogía» como de la geografía de la materia donde estáis situadas o situados. Sabéis algo de quien os habla, algunas de las herramientas-estrategias que utiliza y las formas de conceptualizar la asignatura que podéis esperar de dicha persona.

 

 

2. Breve contextualización de la sección y su(s) tema(s)

 

ņPero, de donde viene esto de los Estudios de Género? Igual tenemos que empezar por otra pregunta más simple como «ņqué es el género?» Hay tantas respuestas como personas que lo describen, pero una buena definición nos la da Rosa Cobo (1995):

 

«El concepto de género es la categoría central de la teoría feminista. La noción de género surge a partir de la idea de que lo “femenino” y lo “masculino” no son hechos naturales o biológicos, sino construcciones culturales. Como seĖala Seyla Benhabib, la existencia socio-histórica de los géneros –que ella denomina el sistema género-sexo– es el modo esencial en que la realidad social se organiza, se divide simbólicamente y se vive empíricamente. Dicho de otra forma, a lo largo de la historia todas las sociedades se han construido a partir de las diferencias anatómicas entre los sexos, convirtiendo esa diferencia en desigualdad social y política.

El primer propósito de los estudios de género o de la teoría feminista es desmontar el prejuicio de que la biología determina lo “femenino”, mientras que lo cultural o humano es una creación masculina.» (p. 55)

 

Luego, Rosemarie Buikema e Iris van der Tuin (2007) definen específicamente lo que es estudiar sobre género:

 

«“Género” es el concepto general para la investigación que está orientada al inventariado y el análisis de las relaciones de poder entre [between] hombres y mujeres y también en el medio de [within] hombres y mujeres. El Género es la contrapartida social-cultural a la diferencia sexual. Los estudios de género están guiados por la visión social-constructivista aportada por Simone de Beauvoir (1990[1949]) de que no nacemos como mujeres (o como hombres) sino que somos hechas mujeres en una sociedad caracterizada por relaciones de género patriarcales. La investigación en los estudios de género está interesada en revisar críticamente los rígidos patrones de las relaciones patriarcales sin empantanarse en un concepto biológico y determinista de hombres y mujeres.

La investigación descriptiva centrada en el rastreo de las relaciones de poder a nivel individual, institucional, nacional y geopolítico es uno de los aspectos de los estudios de género, pero también lo es la preocupación en especificar recomendaciones para implementar cambios. Los estudios de género se interesan, por ejemplo, en las estadísticas y encuestas que revelan en qué casos mujeres y hombres son o no son iguales el uno al otro, pero también estudian utopías feministas y otras posibles visiones del mundo. Estas investigaciones se subsuman en el término “género” porque es un concepto teórico y multicapa que exige a quienes investigan ser competentes en más de una disciplina académica.» (p. 2)

 

Según Elisabeth Samuelsson (2017), el origen de los estudios de género los encontramos allá por los aĖos 70, junto con la «tercera ola» del feminismo. (Ahora podéis ver como empiezan a intersectar los dos conceptos… ŃAcabará teniendo todo sentido!). Fue por aquellos tiempos cuando las mujeres emplazadas en la academia empezaron a cuestionar la manera en que se construía y fijaba el conocimiento científico, social y artístico. Se fundaron centros de Women Studies a lo largo y ancho de Norteamérica y el norte de Europa. Buikema y Van der Tuin (2007) proponen que los Women Studies van cambiando sistemáticamente su nombre a Gender Studies –y a establecerse como líneas de investigación o como disciplinas académicas per se– a mediados de los aĖos 90 con el planteamiento de tres cuestiones de fondo:

 

«1) ņEs el objetivo de los women studies aĖadir simplemente a las mujeres en arte y cultura en un canon dominado por hombres o tiene que ser, por el contrario, cambiar el canon y la estructura patriarcal de la historiografía de la cultura? 2) ņBuscan los women studies una especie de esencia “femenina” o deben partir acaso de la noción de que no existe tal de acuerdo a las diferencias entre las mujeres y a la disparidad de sus circunstancias geopolíticas? 3) ņSon pertinentes las cuestiones de “raza”/etnicidad, sexualidad, clase y edad a los women studies?» (p. 1)

 

Quizás podamos decir que la cuestión más crítica de ellas, llegados a nuestros días, sea la última. Y una respuesta a la misma son los estudios sobre género, interesados en el factor de que la identidad es un concepto fluido, cambiante y condicionado. Una área de conocimiento transdisciplinar, de fronteras difusas, que cuestiona etiquetas y sus orígenes; un campo de estudio que trata de leer entre capas y de establecer definiciones fluctuantes, mutables, mudables en consonancia con los tiempos que corren. Un momento que trata de cuestionar el sentido común establecido por el grupo dominante. Una ocasión para obligarse a posicionarse crítica e ideológicamente. Conocimientos en continua construcción, destrucción y reconstrucción. (Bueno, más bien en deconstrucción). Preguntas y más preguntas, y ninguna respuesta definitiva. Lo que se dice, cómo se actúa, los poderes que se ejercen sobre la persona la condicionan: la generan.

 

En una de estas citas que nos encontraremos abriendo más de un texto, Simone de Beauvoir dijo que «no se nace mujer: se llega a serlo». Se refería a que a la mujer, su imagen y su figura, la generan la sociedad y los mecanismos que la rigen. Y es que el género, deberíamos remarcar, «es» de facto una construcción social.

 

Pero claro, el hecho de que os presente este planteamiento y haga esta afirmación es también parcial. Habrá quien lo contradiga, por supuesto. En los propios estudios de género existe la disparidad de visiones respecto a múltiples afirmaciones. La visión de Beauvoir, por ejemplo, es problematizada por la Teoría Queer, por binarista y excluyente: ella opone «masculino» con «femenino»… pero, ņy si existe algo más fuera de esta dicotomía? ņY si oponiendo etiquetas no estamos sino enfatizando otro tipo de relación de poder respecto a otros colectivos? Entran en juego y se intersectan cuestiones de raza, de clase social, de moral y de normatividad.

 

 

3. El planteamiento de la sección y la actividad

 

«No conozco la respuesta pero, ņporqué haces la pregunta?». Shon Faye plantea esta cuestión para referirse a la obsesión de definir aquello que es o no es queer en uno de sus vídeos. A lo queer se le suele retraer la ambigüedad, pero para mí esa inconcreción es lo más interesante que pueden aportarnos los estudios de género, especialmente cuando los vinculamos a la creación artística: el hecho de repudiar la certeza.

 

No tengo porqué saber más que nadie, ya que todo me queda por aprender. Me posiciono como maestro ignorante, que diría Jacques RanciŹre (2010): aquí para facilitar el acceso a unos conocimientos y no para «darlos». Y desde mi posición, guiado por la literatura existente, el plan docente y mi propia experiencia, elijo conscientemente-tentativamente que objetos proponer para trabajar, siempre abierto a cambios y a descubrimientos.

 

En consonancia con su ámbito, me motiva que en la asignatura surjan preguntas y no tanto respuestas. Bueno, o a que surjan preguntas que son en sí respuestas y viceversa. Me interesa que nos cuestionemos el porqué de dichas preguntas y lo que las ha provocado, cómo han surgido. Me interesa que nos indaguemos y nos situemos como individuos. Me interesa que cuestionemos los textos como «fuentes de verdad», que investiguemos sobre quienes los escriben y en qué situación lo hacen (personal, profesional, geográfica…). Es cuestión de hacer algo tan simple, a veces, como escribir el nombre de la persona autora en un buscador virtual.

 

Me gustaría que la sección de estudios de género fuera para vosotras y vosotros una manera de adentrarse en terrenos que no conozcáis, que sea un lugar de descubrimientos de persona(je)s y de conceptos. De movimientos y de acciones. Pero, si tenéis ya conocimiento de un tema o de uno de sus flecos, os pido que intervengáis, que aportéis y que todos construyamos. Que propongáis referentes y referencias adicionales.

 

Partiendo de la historia que os contaba al principio y por todo este discurso, os propongo el siguiente esquema de trabajo:

 

Š       Primera actividad: según calendario, en cada una de las sesiones de la sección un grupo de 4-5 personas presentará una ponencia de 30-45 minutos, conformada a partir de la lectura de un texto/objeto específico, en la que se presenten sus puntos considerados más importantes. Las personas del grupo deberán explorar, además, alguno de los caminos que se sugieran en el texto (capítulo, artículo, película) analizado, aportando un componente de investigación a la ecuación: conectar con lecturas anteriores y paralelas, con hallazgos propios…Tras las presentación será necesario plantear preguntas para un debate abierto (moderado) de otros 15-30 minutos o lo que se estipule necesario. El grupo ponente deberá actuar como facilitador y podrá utilizar aquello que le sea más útil para transmitir su información: desde un pase de diapositivas, pasando por un video a una acción con el público. Siempre que se mantenga el objetivo de comunicar, el formato es libre. Del público asistente se espera la participación activa y la lectura –aún parcial– de los textos con los que se va a trabajar: un debate es un ciclo de retorno.

 

Š       Segunda actividad: llegando a final de curso, cada uno de los grupos elaborará una síntesis de su trabajo, aportaciones y debates surgidos en torno a su presentación en una edición fanzine física. El formato, medidas y longitud serán de libre elección, aunque el resultado deberá contar con los siguientes condicionantes: 1) su formato deberá ser tangible y fácilmente reproducible: será preferente utilizar un tamaĖo lo suficientemente manejable como para poder imprimirlo-editarlo con mínimos medios y fondos; 2) su extensión deberá permitir explorar los contenidos de forma legible: deberemos encontrar un equilibrio entre lo que tiene que «entrar» (contenido trabajado) y cómo debe hacerlo (diseĖo editorial del objeto); 3) el contenido deberá estar trabajado pensando en que será consumido por otros: intentaremos llevarnos los contenidos allí donde queramos (explorando caminos) y de la forma que queramos (en cómic, en prosa, en collage, en poesía) con el fin de que su lectura sea amena pero, sobre todo, enriquecedora para un público concreto. La razón para estos condicionantes es sencilla: cada grupo deberá producir un ejemplar del fanzine para cada compaĖera/o de clase. Durante la última sesión (1 de junio) los pondremos en común y los intercambiaremos.

 

Una vez hemos llegado aquí debo hacer un apunte: en anteriores ediciones de la asignatura, durante su evaluación grupal durante las últimas clases, ha surgido la cuestión de que lo que se trabaja en el aula debería poder salir al exterior. Como docente siempre planteo que lo trabajado pueda tener un impacto que salga de estas cuatro paredes. Pero teniendo en cuenta los tiempos y el volumen de participantes de la materia, me conformo por ahora con que intercambiemos y que surja la posibilidad –por vuestra parte– de realizar esa transferencia: quizá no hoy, pero seguro que maĖana. (Quizás se puede empezar, por ejemplo, distribuyendo vuestro fanzine fuera de la Facultad…).

 

Trabajar en grupo no es sólo una cuestión logística, sino que debería permitir contraponer las propias visiones y enriquecerlas, especialmente llegando a la segunda actividad.

 

4. La naturaleza de los textos elegidos

 

Para este curso 2017/2018 he recuperado algunos textos que propuse trabajar el curso pasado y he sumado otros recientes. (Si os interesa tener acceso al material y a las problemáticas de cursos anteriores, podéis encontrarlos disponibles en mi web, http://jmporquer.com/). En general, en cada nueva edición de la asignatura he ido reduciendo el número de materiales de trabajo –aunque estos se han ido volviendo cada vez más extensos–. En cualquier caso, me ha costado bastante discernir entre unas u otras opciones: elegir implica dejar de trabajar «directamente» ciertas cuestiones que podrían ser del interés de algunas personas y generar debates, pero implica también ser conscientes de la dimensión temporal de la materia.

 

Pese a todo, creo que los materiales que propongo para trabajar permiten trazar una cartografía/narrativa de conceptos que se solapan en algunas aristas y que permiten establecer conexiones –resonancias– entre sí. Quiero pensar en el orden de las lecturas como algo no lineal, sino rizomático: una estructura cuyas partes, aunque autónomas, intersectan libremente en más de un lugar.

 

Los textos los he elegido en función de su capacidad para explicar o para sugerir sobre un tema dado. Las temáticas seleccionadas lo son en función de su actualidad, su vigencia o su singularidad. Lo he hecho pensando en la condición de «básica» de la asignatura, entendiendo que el campo de la creación artística es permeable a todos niveles; que, necesariamente, los Estudios de Género en las Bellas Artes (un concepto tanto o más amplio) deben ir más allá de analizar la realidad desde una perspectiva historicista.

 

He decidido dividir las sesiones de la sección (con sujeción a cambios) de acuerdo a distintas etiquetas que se aproximan a las palabras clave que tratan los textos a trabajar, pequeĖas pistas de hacia donde andar. Un poco como Elías Leon Siminiani plantea sus vídeos de la serie Conceptos clave del mundo moderno (1998–2009).

 

Los textos que trabajaremos son, en su mayoría, capítulos de libros de ensayo entre los que se colará algún híbrido entre ensayo y manual o novela, una película y un artículo académico. Sus autorías son bastante heterogéneas entre lo masculino, lo femenino y lo no binario, aunque hay bastante sesgo eurocéntrico.

 

Las temáticas, las etiquetas y los textos que las exploran deberían poder generar una discusión entre lo vivencial y lo académico en el contexto grupo. Os pido que os las apropiéis, pero que lo hagáis también con rigor. Os pido también que tengáis un fuerte sentido de la ética: tratad dignamente los temas, a quienes los interpelan y tened muy en cuenta cómo lo hacéis. Cuestionémonos si nuestra aproximación puede herir a la persona espectadora. Fundamentad y justificad lo que decís: no caigáis en la gratuidad ni en la posverdad. Recordad que, aunque estudiantes, debemos intentar ser profesionales. Y digo «intentar» porque, a mi entender, declararse amateur es también una forma de disidencia y reconocer una construcción social –la profesionalidad–:

 

«Frágil, débil, inseguro, torpe, ser “poco profesional” es simplemente ser humano. Esto no significa actuar sin ética, honestidad o básica bondad. Estas nobles cualidades pueden, fácilmente, existir independientemente de cómo intercambiamos nuestro tiempo por dinero.» (Berardini, 2016, pár. 20)

 

El uso del fanzine como formato de entrega de la segunda actividad tampoco es gratuito a nivel teórico. Me gusta entenderlo como un medio donde no «existe» lo correcto, donde las categorías y las formas confluyen de forma crítica y marginal, y donde se prima la voz persona/grupal (y, muchas veces también, el anonimato):

 

«Podríamos establecer tres características que los distinguen de los medios mainstream: la primera es que los creadores de los fanzines son amateur y forman parte de una comunidad que se genera en torno a ellos; la segunda que el producto se realiza de forma barata, reproducido múltiples veces, sin ánimo de lucro y motivado principalmente por el simple placer de hacerlo; y la tercera que la distinción entre productor y consumidor es difusa, y por tanto su potencial político es extraordinario.

Los fanzines son “la quintaesencia de lo amateur” y los conocimientos, las capacidades, el virtuosísimo o la profesionalización se vuelven secundarios. Se pone en valor la idea de que cada uno puede crear lo que quiera, esta será la idea fundamental de la ética DIY (Do it yourself/Hazlo tú mismx) que nos estimula a crear nuestra propia experiencia cultural.» (Galaxina, 2017, p.13–14)

 

 

5. Sobre el contenido de las sesiones y sus derivados

 

Los títulos de los temas que os propongo, por orden de aparición, son: 1) género y clase; 2) Alternativas económicas desde el feminismo; 3) Diferencia, interseccionalidad y post-colonialidad; 4) Lo queer/cuir; 5) La nueva masculinidad; 6) Cyborgfeminismo; 7) Morfologías contra-patriarcales; 8) Aquello que va más allá;  9) El consumo de los cuerpos; 10) Afectos subversivos; 11) Feminización y reproducción cultural; 12) El techo de cristal.

 

La primera sesión de facto (20 de abril) la conduciré yo y la dedicaremos a una introducción sobre conceptos clave y una aproximación contextual a los feminismos.

 

Una propuesta de calendario (sujeta a cambios):

 

Jueves 19 de abril:

Presentación

 

Material adicional:

 

a)     Varela, Nuria (2005). ņQué es el feminismo? La metáfora de las gafas violetas. En Feminismo para principiantes pp. 13–21. Barcelona: Ediciones B

 

Viernes 20 de abril:

Introducción a conceptos y genealogías del feminismo

 

Material adicional:

 

a)     Dolera, Leticia (2018). Morder la manzana. La revolución será feminista o no será. Barcelona: Planeta

b)    Varela, Nuria (2005). Feminismo en EspaĖa. De la clandestinidad al movimiento paritario. En Feminismo para principiantes, pp. 133–169. Barcelona: Ediciones B

c)     Moran, Caitlin (2016). ŃSoy feminista! En Cómo ser mujer, pp. 84–104. Barcelona: Anagrama

d)    Crispin, Jessa (2017). Introducción y Los inconvenientes del feminismo universal. En Por qué no soy feminista. Un manifiesto feminista, pp. 11–15 y 17–30. Barcelona: Los libros del lince

e)     Alex B. (2013). Estrategias de resistencia y ataque. PequeĖa historia de la resistencia feminista/queer radical desde los aĖos 60 hasta hoy. [s. l.]: CoĖos como llamas

 

Jueves 26 de abril:

Género y clase

 

a)     Arruzza, Cinzia (2010). Las peligrosas relaciones entre género y clase. En Las sin parte. Matrimonios y divorcios entre feminismo y marxismo, pp. 93–135. Madrid: Izquierda Anticapitalista

 

Viernes 27 de abril:

Alternativas económicas desde el feminismo

 

a)     Carrasco Bengoa, Cristina (2014). La economía feminista: ruptura teórica y propuesta política. En Carrasco Bengoa, Cristina (Ed.), Con voz propia. La economía feminista como apuesta teórica y política, pp. 25–47. Madrid: La oveja roja

b)    Herrero, Yayo (2014). Economía ecológica y economía feminista: un diálogo necesario. En Carrasco Bengoa, Cristina (Ed.), Con voz propia. La economía feminista como apuesta teórica y política, pp. 219–237. Madrid: La oveja roja

 

Jueves 3 de mayo:

Diferencia, interseccionalidad y post-colonialidad

 

a)     Brah, Avtar (2011). Diferencia, diversidad, diferenciación. En Cartografías de la diáspora. Identidades en cuestión, pp. 123–156. Madrid: Traficantes de sueĖos

 

Viernes 4 de mayo:

Lo queer/cuir

 

a)     Halberstam, Judith (2008). Introducción a la edición espaĖola y Una introducción a la masculinidad femenina. Masculinidad sin hombres. En Masculinidad femenina, pp. 7–17 y 23–66. Madrid: Egales

 

Jueves 10 de mayo:

La nueva masculinidad

 

a)     Azpiazu Carballo, Jokin (2017). Homo, Homini, Lupus. ņEs posible pensar la masculinidad desde la masculinidad?. En Masculinidades y feminismo, pp. 23–74. Barcelona: Virus editorial

 

Viernes 11 de mayo:

Cyborgfeminismo

 

a)     Braidotti, Rosi (2002). Un ciberfeminismo diferente. Debats, 76, pp. 100–117

b)    Rodrigo, Desiré y Torres, Helena (2007). Cyborgqueers, o de cómo deshacer al homo sapiens. En Córdoba, David, Sáez, Javier y Vidarte, Paco (Eds.), Teoría Queer. Políticas Bolleras, Maricas, Trans, Mestizas, pp. 187–211. Madrid: Egales

 

Jueves 17 de mayo:

Morfologías contra-patriarcales

 

a)     Sáez, Javier y Carrascosa, Sejo (2011). Culo, sexo y género: políticas anales. En Por el culo. Políticas anales, [s. n.]. Madrid: Egales

b)    Preciado, Beatriz (2002). ņQué es la contra-sexualidad? y La lógica del dildo o las tijeras de Derrida. En Manifiesto contra-sexual. Prácticas subversivas de identidad sexual, pp. 17–28 y 57–70. Madrid: Opera Prima

 

Viernes 18 de mayo:

Aquello que va más allá

 

a)     Pitts, Victoria (2003). Cyberpunk, Biomedicine, and the High-Tech Body. En In the flesh. Cultural politics of Body Modification, pp. 151–184. New York: Palgrave Macmillan

b)    Rodriguez, Dominic (Dir.) (2016). Fursonas. 81 mins. Estados Unidos: Animal Pictures

c)     Harbisson, Neil (2012). Escucha el color [TedTalk]. 

 

Jueves 24 de mayo:

El consumo de los cuerpos

 

a)     Despentes, Virginie (2018). Durmiendo con el enemigo y Brujas porno. En Teoría King Kong, pp. 67–100 y 101–12. Barcelona: Random House Mondadori

 

Viernes 25 de mayo:

Afectos subversivos

 

a)     Thalmann, Yves-Alexandre (2007). La decadencia de una utopía y ņQué es el poliamor?. En Las virtudes del poliamor. La magia de los amores múltiples, pp. 17–31 y 33–52. Barcelona: Plataforma

b)    Easton, Dossie y Hardy, Janet W. (2013). ņQuién es un putón con ética? y Mitos y realidades. En Ética promiscua, pp. 9–18 y  19–34. Santa Cruz de Tenerife: Melusina

 

Jueves 31 de mayo:

Feminización y reproducción cultural

 

a)     Zafra, Remedios (2013). Prosumo. En (h)adas. Mujeres que crean, programan, prosumen y teclean, pp. 119–192. Madrid: Páginas de espuma

 

Viernes 1 de junio:

El techo de cristal

 

a)     Fernández-López, Olga (2013). El feminismo en los discursos expositivos y relatos museográficos en EspaĖa desde los aĖos 90. En Aliaga, Juan Vicente y Mayayo, Patricia (Eds.), Genealogías feministas en el arte espaĖol: 1960–2010, pp. 97–118. Madrid: This Side Up

b)    Davis, Ben (2013). White Walls, Glass Ceiling. En 9.5 Theses on Art and Class, pp. 107–115. Chicago (IL): Haymarket Books

 

+ Presentación de fanzines

 

 

En cada sesión encontraréis de 1 a 3 textos que trabajar en la medida que consideréis. Podéis analizar el texto en su conjunto o desarrollar una sección concreta especialmente interesante con una introducción previa al resto de contenidos. Con el fin de trabajar puede que queramos tener en cuenta los siguientes verbos de acción y las siguientes cuestiones:

 

A nivel conceptual…

Š       Indagar: ņQuién escribe el texto y donde se sitúa (geográficamente, racialmente, ideológicamente)? ņA quien va dirigido el texto?

Š       Sintetizar: ņCuáles son las ideas clave del texto? ņQué conceptos explora?

Š       Explorar: ņQué referencias o hipervínculos nos da y hacia donde nos dirige?

Š       Relacionar: ņQué relación tiene con el «otro» texto (si lo hay)? ņQué relación puede haber con los textos de anteriores sesiones?

Š       Cuestionar: ņQué no dice el texto y porqué creemos que lo hace?

Š       Encarnar: ņQué nexos encontramos entre lo que nos cuenta el texto y nuestra realidad inmediata? ņCómo nos llevamos el texto a «nuestra» realidad (personal, profesional, grupal)? ņQué relación establecemos con el texto y el tema? ņQué nos «provoca»? ņQué «sensación» nos transmite?

Š       Propugnar: ņQué conclusiones extraemos?

Š       Enriquecer: ņQué podemos aportar a los contenidos del texto desde nuestra voz o la de otros?

Š       Interpelar: ņQué preguntas vamos a hacer al público? ņQué preguntas nos va a hacer el público? ņQué vamos/van a contestar?

 

A nivel práctico…

Š       Presentar: ņCómo vamos a presentar nuestro análisis al público? ņCon qué recursos y métodos (virtuales y físicos)? ņCon qué actitud (pasiva, activa)?

Š       Considerar: ņCómo «enganchamos» a quien nos va a escuchar?

Š       Performar: ņQué etiquetas nos vamos a otorgar para trabajar? ņQué «papel» decidimos representar (antropólogas, artistas, espigadoras, predicadoras…)?

Š       Codificar: ņCon qué estética nos presentamos? ņQué códigos y normas utilizamos y con qué rigor lo hacemos (referencias, lenguaje)?

 

Por lo que respecta al fanzine, pueden tomarse en cuenta las mismas cuestiones, aĖadiendo además la siguientes:

 

A nivel conceptual…

Š       Concretar: ņTratamos un tema general que hemos trabajado o tan solo una cuestión en particular?

Š       Apropiar: ņCómo nos hacemos nuestro los contenidos? ņQué es de verdad lo que nos apetece explicar y como lo justificamos?

Š       Firmar: ņCómo actuamos como autores del nuestro fanzine? ņNos dividimos el fanzine en distintas secciones o lo «escribimos» como grupo?

Š       Upcyclig-ar: ņPodemos reutilizar material ya producido en otras asignaturas para complementar lo que decimos?

 

A nivel práctico…

Š       Buscar: ņQué referentes formales podemos tomar? ņQué forma estética tendrá?

Š       Hacer: ņCómo vamos a escribirlo? ņCómo lo vamos a diseĖar? ņCómo lo vamos a maquetar? ņQué formato tendrá? ņCómo lo vamos a encuadernar?

Š       Producir: ņQué recursos de guerrilla podemos encontrar para poder producirlo de forma física (fotocopiadoras, transfer, impresora…)? ņCuánto nos va a costar?

 

(En cualquier caso, resulta especialmente recomendable una ojeada al trabajo editorial de Andrea Galaxina, ya sea en la guía Haz un fanzine, empieza una revolución [2017] o en el manual ŃPuedo decir lo que quiera! ŃPuedo hacer lo que quiera! Una genealogía incompleta del fanzine hecho por chicas [2017]).

 

6. La evaluación específica de los objetos

 

60–40–10

60% para la presentación en grupo en el aula, 40% para la presentación en grupo del fanzine y, finalmente, 10% por implicación y actitud.

 

ņQué cuestiones se evaluarán en las ponencias?

 

1)     Forma: ņCómo es la presentación y qué aspecto tiene? ņSe ha realizado con rigor, como una ponencia/conferencia pública? ņHa funcionado el grupo y han intervenido todos sus componentes de forma horizontal? ņControla el grupo la temporalidad de su intervención? ņEstá cuidada la imagen y los recursos que se utilizan para transmitir la información? ņSe interpela a la audiencia?

2)     Contenido: ņSe han presentado los temas convenidos de manera clara y comprensible? ņSe ha explorado la transversalidad entre textos (si hay varios)? ņSe han analizado con honesta y exhaustivamente? ņSe han hecho aportaciones al discurso y se han consultado –por ejemplo– las fuentes a las que refiere el texto/los textos? ņSe han trabajado completa o tangencialmente los textos sugeridos y/o se han propuesto otros como respuesta? ņSe vincula el contenido trabajado con ponencias presentadas con anterioridad? ņSe interpreta en lugar de copiar? ņSe referencia y se hace correctamente?

3)    Innovación: ņSe plantean metodologías participativas con el público, dinámicas de grupo? ņSe sugieren textos o referencias adicionales a las proporcionadas?ņSe incorporan acciones específicas (performance, acción, edición) que ayudan a transmitir los contenidos?

4)    Debate: ņSe proponen preguntas para debatir tras la ponencia? ņCómo son respecto al/a los texto/s? ņCómo se contestan? ņCómo se encara la crítica?

 

ņQué cuestiones se evaluarán en los fanzines?

 

1)     Forma: ņEs legible el contenido? ņEs coherente con el contenedor? Si se usan opciones subversivas de lenguaje y forma, ņse hace de forma consciente y documentada?

2)     Contenido: ņSe han presentado los temas convenidos de manera clara y comprensible? ņSe han hecho aportaciones adicionales al discurso desarrollado en la ponencia grupal? ņSe vincula el contenido trabajado con otros temas en ponencias distintas? ņSe interpreta en lugar de copiar? ņSe referencia y se hace correctamente –aunque no sea normativamente–?

3)    Innovación: ņSe recurre a estrategias de comunicación alternativas al texto de ensayo? ņHay apropiación del objeto y del discurso –es decir, se convierte el fanzine en una obra –?

4)    Sharing & Caring: ņSe comparte lo realizado con los compaĖeros? ņSe produce el fanzine con ética –ecológica, económica, social–?

 

Nota: Cabe recordar que las actividades en la sección de Estudios de Género corresponden a un 50% de la calificación final de la asignatura Psicología del Arte y Estudios de Género. Véase el Plan docente de la asignatura para más cuestiones sobre evaluación.

 

 

7. Recapitulando

 

ņQué actividades se esperan de nosotros?

 

1)     Presentación en el aula de una ponencia sobre un tema preparado (a partir de los textos sugeridos y de recursos adicionales) y planteamiento de un debate posterior. Grupos de 4 personas. 40–45 minutos para la ponencia, 30–35 minutos para el debate.

2)     Presentación en el aula de un fanzine original sobre el tema iniciado en la ponencia, ampliado y adaptado, en formato libre. En grupo. Deberán producirse suficientes copias del fanzine como para hacer un intercambio el último día de clase.

3)    Asistencia a un mínimo de 80% de las sesiones e implicación activa en las dinámicas de clase. 

 

 

8. Referencias bibliográficas en este texto

 

Buikema, Rosemarie y Van der Tuin, Iris (2007). Doing Gender in Media, Art and Culture. London: Routledge

Beauvoir, Simone de (1998). El segundo sexo. Madrid: Cátedra

Berardini, Andrew (2016). How To Be an Unprofessional Artist. Disponible en http://momus.ca/how-to-be-an-unprofessional-artist/

Butler, Judith (2007). El género en disputa. Madrid: Paidós

Cobo Bedia, Rosa (1995). Género. En Amorós Puente, Cristina (Coord.), 10 palabras clave sobre mujer, pp. 55–83. Estella: Verbo divino

Galaxina, Andrea (2017). Haz un fanzine, empieza una revolución. Madrid: Bombas para desayunar

Galaxina, Andrea (2017). ŃPuedo decir lo que quiera! ŃPuedo hacer lo que quiera! Una genealogía incompleta del fanzine hecho por chicas. Madrid: Bombas para desayunar

Grau Costa, Euląlia (Coord.) (2013). Dimensions XX. Genealogies femenines. Art, recerca i docŹncia. Volum 1. Barcelona: Edicions Saragossa

Halberstam, Judith (2008). Masculinidad femenina. Madrid: Egales

Haraway, Donna (1995). Ciencia, cyborgs y mujeres. La reivindicación de la naturaleza. Madrid: Cátedra

López Penedo, Susana (2008). El laberinto queer. La identidad en tiempos de neoliberalismo. Madrid: Egales

Preciado, Beatriz (2002). Manifiesto contrasexual. Madrid: Ópera Prima

RanciŹre, Jacques (2010). El maestro ignorante. Cinco lecciones sobre la emancipación intelectual. Barcelona: Laertes

Samuelsson, Elisabeth (2017). A Brief History of Gender Studies. Disponible en https://www.tema.liu.se/tema-g/grundutb/a-brief-history-of-gender-studies?l=en

 

 

 

Estudios de Género

Grupo B1 – Curso 2017/18

Grado en Bellas Artes / Grado en Conservación-Restauración

Universidad de Barcelona

Joan Miquel Porquer

joanmiquelporquer@gmail.com

http://jmporquer.com/

 

Este material está (hasta donde pertoque) bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional